Se trata de una porción de tierra muy deseada, sobre todo para algunos inversionistas que ven un negocio fenomenal, y según el relato de los vecinos de la zona quienes pretenderían hacerse de ellos mediante “tentadoras ofertas” son algunos “inversionistas” muy relacionados con la municipalidad de Luján, y desde la entidad argumentan que esta venta se haría solo con la intención de mantener en condiciones al resto de las instalaciones.

Es decir, que “la presidenta Mary Borgi pretende vender a las apuradas antes de las elecciones para renovar su mandato, por un valor que nadie conoce y sin que se sepa qué es lo que quiere hacer con la plata de esa venta”, porque “estamos hablando de muchos millones de pesos, y no hace tanta plata para levantar al estado en que quedó la sociedad de fomento”, explicaron algunas fuentes, dado que “si hace falta pintura, si hay algo roto, si algunas cosas están en mal estado es porque no se administró bien”, y agregaron “porque el salón se alquila para fiestas, para reuniones comerciales y hasta para actos políticos, algo que incluso está prohibido por estatuto. Así que no puede venir ahora a decir que quiere vender más de la mitad de los terrenos para hacer mantenimiento, cuando ni siquiera sabemos cuáles son los balances de los últimos años, porque incluso dejaron de cobrar la cuota social para seguir siendo parte de la Sociedad de Fomento”.

En cuanto a la elección de autoridades, porque se vence el mandado de “Mary Borgy”, resulta muy curioso que se convoque a un acto eleccionario en un día de semana, y tan por solo por dos horas, dado que la fecha propuesta fue para el viernes 7 de septiembre de 16 a 18 horas. Es decir que se trata ni más ni más ni menos que de un rango horario en el medio de una jornada laboral para muchas personas. Y además, también resulta ser el horario en que los  vecinos normalmente tienen que ir a buscar a los chicos al colegio, ya sean padres, tíos o abuelos. Quiere decir que es MUY sospechosa esta maniobra de pretender llevar a cabo una elección de nuevas autoridades, “cuando todo el resto del barrio se encuentra complicado, salvo la Presidenta Borgy”, denuncian en El Mirador.

En cuanto a esta situación de una venta irregular de los terrenos de la Sociedad de Fomento por parte de una inmobiliaria (que ya fue y colocó los carteles de venta), fue denunciada en la oficina de Entidades Intermedias de la Municipalidad de Luján por parte de vecinos de El Mirador, y allí se enteraron que “Mary Borgy se presentó con una abogada”, la que al parecer “estaba muy interesada en que se vendieran los terrenos”. ¿Quién es esta abogada? ¿Quién paga por sus honorarios o qué se le da a cambio de sus gestiones profesionales? ¿Qué tipo de consulta se hizo entre los vecinos? ¿Se preguntó VENDEMOS – NO VENDEMOS? ¿Qué hacemos con unos cuantos millones de pesos?

Incluso en el barrio circula la versión de que alguien estaría ofreciendo “un terreno o un departamento en otro barrio a cambio de que se haga la venta”, aunque no queda bien en claro de quiénes serían los interesados en comprar el lugar ni a quién o quienes ofrecerían una porción de tierra o un departamento en un complejo habitacional, pero lo cierto es que el revuelo en El Mirador es mayúsculo, y los referentes políticos mencionados en medio de este entuerto no son pocos.

En el caso del ex concejal Ariel Notta, un ferviente militante kirchnerista vive casi enfrente de una de las entradas a la Sociedad de Fomento, quien ha realizado en esas instalaciones varios actos de campaña, aunque aseguran que por estatuto no podría haberse realizado esos actos políticos en conjunto o en combinación con el ex intendente y actual concejal kristinista Miguel Ángel Prince, y también fue mencionado Federico Guibaud del Frente Renovador junto a su mamá María Inés Fernández, aunque dicen que éstos no estarían de acuerdo con la venta de la mitad del predio, dado que los fernandistas entienden que la utilización del lugar debería tener una connotación diferente, al menos ese era el espíritu de los vecinos que hace décadas pensaron este lugar como un punto de encuentro con las demás personas del barrio.

Inclusive algunos viejos habitantes del barrio El Mirador recordaron cuando entre el final de la década del 70 y los 80´s aquellas recordadas autoridades de la Sociedad de Fomento “organizaron una rifa con un Honda cero kilómetro como primer premio, y se hizo una fiesta, y todo fue bien detallado, y así juntaron la plata para hacer el galpón parabólico, y ahí se lo bien, bien puesto. No sabemos para qué quienes vender la mitad de los terrenos si el mantenimiento del lugar no merece tanta inversión”. Además, “esa parte si no se usa como plaza es porque Mary Borgy mantiene la puerta cerrada y los pibes no pueden jugar. Porque si la abriera todos los días los chicos estarían jugando lo más tranquilos en los jueguitos, o jugando a la pelota, o irían vecinos a tomar mates. Pero esta mujer no se ocupa”, inclusive nos relataron diferentes fuentes que hasta ha ido un vidriero para realizar el cambio de cristales rotos, “pero el tipo se cansó de venir, porque siempre estaba cerrada, y a pesar que se le avisó a la presidenta nunca lo atendió al pobre tipo que venía a colaborar”.

De paso, vale mencionar, que los vecinos han denunciado además que “se dejó de cobrar la cuota social”, presumiblemente para que de esta manera “todo el que no sea afín a Mary Borgy se queda sin la condición de socio regular”, y así esta presidente u otra autoridad podría lograr indefinidamente reelecciones en la Comisión Directiva de la Sociedad de Fomento.

Esperamos que desde el ámbito de Entidades Intermedias de la Municipalidad de Luján se intervenga de forma acorde al nivel que reclaman los vecinos que aman a esa entidad, cumplan funciones o no dentro de la misma, porque según entienden quienes se sienten afectados se pretendería el desmembramiento del patrimonio económico de la Sociedad de Fomento, en beneficio de algunos personajes cuyas intenciones poco tendrían que ver con el fortalecimiento de una comunidad, sino que más bien se apuntaría únicamente a un gran negocio, de modo tal que “se termina tentando a los débiles de cabeza o moral, a cambio de un reconocimiento”, aunque nuestras fuentes prefirieron, por el momento, no emitir más opiniones, esperando a la reunión a la que se convoca para este viernes a las 16 horas en la esquina de la Sociedad de Fomento.